8 miniseries imprescindibles para celebrar 2020

El actual entorno televisivo -global y en streaming– genera muchas más miniseries que hace una década, donde el formato se trabajaba con más fruición en la televisión británica que en la estadounidense, por ejemplo. Este año un compromiso laboral puntual como el que ofrece la miniserie ha permitido que Ethan Hawke se viniera a la televisión con o Cate Blanchett con . La longitud ha oscilado entre los dos episodios del drama político , los tres de o los cuatro de hasta las 10 horas de , el interesante documental sobre Michael Jordan.

Ha habido propuestas que han decepcionado a buena parte de la crítica (, , ) y otras que la han cautivado (). Unas tratan sobre madres espejo (, ) y otras sobre hermanos gemelos (). Ha habido historia alternativa (, del ínclito David Simon) y true crime patrio (). Impresionante el menú, ¿no?

Entre tantísima variedad genérica y temática, aquí destaco las ocho miniseries estrenadas en España este 2020 que más me han cautivado. Como explique , siempre parto de la misma prevención ante cualquier lista: 1) hay decenas de razones para que te flipe más una historia que otra, puesto que el gusto es personal e intransferible; y 2) es imposible verlo todo, más aún en esta época de hemorragia televisiva sin precedentes. Puestas esas vendas, aquí van en orden mis ocho miniseries favoritas de este 2020 que se nos escurre.

Un drama metafísico sobre el libre albedrío: “Este es el único principio que debes entender: nada ocurre jamás sin una razón; todo está determinado por algo previo”. La apasionante propuesta de Alex Garland, uno de los nombres clave de la ciencia-ficción actual, combina una puesta en escena audaz y exigente con un thriller donde lo que se persigue es el propio yo. Inmensos Nick Offerman y Sonoya Mizuno. es un rompecabezas hipnótico, tenso, irresistible.

(Fuente: Netflix)

ha sido una de las series del año, puesto que su éxito tan gigantesco pilló a todo quisqui por sorpresa. Una historia con aroma setentero que logra convertir el ajedrez en algo tan sexy como dinámico. Anya Taylor-Joy anda excelente en esta propuesta de Netflix donde la epopeya de Beth Harmon sirve de metáfora para la vida y sus remontadas.

Una dramedia australiana que ha llegado de la mano de Sundance TV a España, en septiembre. Una historia deliciosa que narra un viaje en carretera a través de todo un continente con un trío inaudito: un músico cuarentón en crisis perpetua, una adolescente deslenguada que huye de sí misma y… ¡un piano! Aunque, en el fondo, el verdadero protagonista en es la redención.

Se estrenó en Francia en noviembre del 2019, pero no llegó a Filmin hasta el confinamiento de la pasada primavera. Con solo ocho episodios de veinte minutos, la grandeza de El colapso estriba en su formato: cada capítulo está grabado con una sola toma. La virguería del plano-secuencia, además, añade a la historia una sensación claustrofóbica, de no saber más allá de tus narices. Es la terrible estampa de un mundo que se va al carajo.

(Fuente: HBO España)

Un tema tan duro como una violación podría desembocar en una narrativa de telefilme. Sin embargo, la talentosa Michaela Coel logra una insólita mezcla de humor, tragedia y retrato generacional en esta miniserie de doce episodios para BBC y HBO. El último capítulo es una de las propuestas estéticas y morales más arriesgadas y satisfactorias que he visto este año.

Por su complejidad técnica, el género bélico no es muy pródigo en la pequeña pantalla. Sin embargo, HBO España ha sorprendido con esta propuesta de 10 episodios procedente de la vibrante televisión israelí. La sensacional Valley of Tears narra, empleando un realismo primoroso, la guerra del Yom Kippur. Un drama humano, sin apenas concesiones, ubicado en primera línea de fuego.

Marianne y Connell. Irlanda. El sexo. El amor. El compromiso. El adiós. Basado en una exitosa novela de Sally Rooney, es la crónica intimista de una relación que va haciendo equilibrismos entre el poder y el querer. Dos actores sensacionales para una historia que sabe combinar la amargura con la delicadeza.

(Fuente: Movistar+)

En un año que también nos trajo la irregular Patria, esta miniserie de Movistar+ se reveló como un producto mucho más sólido. Porque el tema de fondo que tratan es el mismo: ETA, la mayor tragedia de la democracia española. En este caso, alumbra los orígenes del monstruo. Y lo hace huyendo del maniqueísmo moral sin caer ni en el blanqueamiento, ni en la exaltación ni en la equidistancia.