‘Los favoritos de Midas’, el dilema moral que pone contra las cuerdas a Luis Tosar

¿Cuánto dinero vale la vida de un inocente? Esta es la pregunta que dará vueltas constantemente en la cabeza de Víctor Genovés, el personaje que interpreta Luis Tosar en Los favoritos de Midas. Se trata de un poderoso magnate del mundo de la élite y las finanzas que un día recibe un chantaje con un contundente mensaje: o paga 50 millones de euros o cada cinco días morirá un desconocido escogido totalmente al azar. Con esta potente premisa comienza el nuevo thriller de Netflix que aterriza en la plataforma el próximo 13 de noviembre. ¿Será capaz el personaje de Tosar de descubrir quién se encuentra detrás de esta extorsión?

El empresario Víctor Genovés, caracterizado por su fuerte compromiso social, acaba de heredar un imperio mediático muy potente. Esto no hace más que ponerle en el punto de mira tanto de los miembros del consejo de administración de la compañía como de los llamados Favoritos de Midas, seudónimo de quienes le amenazan. Desde la primera carta, Víctor se enfrentará a un dilema moral que le pondrá contra las cuerdas, al tener que elegir entre su fortuna o la vida de desconocidos: “Él se va redescubriendo a sí mismo. Va descubriendo cosas de él que, a priori, podrían no gustarle tanto, pero finalmente entiende que son parte de su ser más profundo”, afirma Tosar sobre su personaje, “A todos nos gustaría ser maravillosos y caer bien a todo el mundo, pero si eres un hijo de puta en algún momento tendrás que darte cuenta de que lo eres”.

“A medida que la serie avanza te vas metiendo en un barrizal ético y político, que llega a ser realmente complejo y casi te diría angustioso”, señala Mateo Gil, creador de la ficción. Para hacer frente a esta situación, Tosar no se encuentra solo, ya que contará con la ayuda de Mónica Báez, una periodista veraz y comprometida interpretada por Marta Belmonte, y con el inspector Conte, al que da vida Willy Toledo, encargado de dirigir la investigación pertinente. El reparto se completa con Marta Milans (El Embarcadero), Carlos Blanco (Fariña) y Adolfo Fernández (Las chicas del cable).

La serie, dirigida por Mateo Gil y coescrita junto a Miguel Barros, se trata de una adaptación del relato de Jack London de 1901. Situando la serie en el Madrid actual y tomando como referencia estética los thrillers políticos de los años sesenta y setenta, Los favoritos de Midas trata también “el malestar social por la creciente desigualdad y la frágil situación del cuarto poder”, según Gil. De esta forma, nos muestran un estallido de descontento social que lleva a muchos españoles a tomar las calles con revueltas y disturbios, una situación que está muy a la orden del día.

Para Belmonte, es imprescindible que existan este tipo de producciones audiovisuales a las que poder acudir para reflexionar: “Hacerse preguntas siempre está bien, sobre todo hacerse buenas preguntas”. Para su compañero Luis, lo importante es hacer ficciones que “nos acerquen los conflictos, que los haga más verosímiles”. Este defiende la idea de que “cuando se trabaja con estereotipos o con personajes que ya están muy estilizados, no dejas de estar alejando al espectador, no le das ninguna conexión directa, ni ninguna responsabilidad. En cambio, cuando el entorno en el que se desarrolla la historia es mínimamente similar a lo que tú estás viviendo, ya se personaliza más. Creo que esa es una forma interesante de hacer ficción”, apunta. “Es importante que desde el arte nos impliquemos en el tiempo histórico que nos ha tocado vivir”, añade Toledo.

(Fuente: Netflix)

Tosar lo tenía claro desde el principio a la hora de aceptar este proyecto: “Era algo muy jugoso, con un personaje protagonista muy interesante y con una trama y un entorno social muy atractivos”. Sin embargo, ha supuesto un reto interpretar a un personaje con el que no comparte prácticamente nada: “Yo no sería capaz de hacer ni la mitad de las cosas que hace Víctor Genovés”, confiesa. Es esa diferencia entre ambos lo que ha hecho el desafío más interesante: “Para un actor creo que es hasta conveniente todo lo que te posicione a la mayor distancia, porque eso te hace ver con mayor objetividad lo que tienes que lograr”, asegura.

Los protagonistas afirman que ha sido un rodaje duro y muy denso que ha requerido “mucho esfuerzo, mucha concentración y disciplina porque había que sostener escenas muy largas con mucha información y, además, hacerlas de la manera más estilosa posible”, comenta Luis Tosar, que tuvo un pequeño accidente durante la grabación: “Me lesioné una rodilla y estuve cojo más de la mitad de la serie”.

A pesar de la dureza que implica siempre un rodaje, también hubo momentos graciosos, pero desastrosos, que los protagonistas recuerdan con especial gracia. “Un día salió volando el decorado y no le dio a alguien de milagro. No es divertido, fue una movida muy grande”, recuerda Belmonte. “También había una localización con nieve que desapareció. Estaba el equipo muy ilusionado y cuando fuimos a rodar no había ni una gota de nieve. Vino un anticiclón, unos días estupendos y no tenía nada que ver”, concluye riéndose su compañero.

‘Los favoritos de Midas’ se estrena el 13 de noviembre en Netflix.